Lunes, 19 de noviembre de 2018 Edición diaria nº 4.245 Año: 12 Noticias: 32.109 Fotografías: 88.464 Comentarios de usuarios: 101.546
EL SEIS DOBLE
jueves, 25 de agosto de 2011
Clic en la foto para ampliar
Ver imágenes de esta noticia
1

 Los placeres en el siglo XXI
Artículo de opinión de Rafael Clari

“Los ciudadanos del año 2011 somos incapaces de producir casi ningún recurso de los que habitualmente utilizamos”

Comparte este contenido

 

 

JD800060Somos esclavos de la tecnología hasta niveles que no podemos ni imaginar

Nuestros abuelos, los habitantes de principios del siglo XX, eran capaces de fabricar su calzado, sus prendas de vestir, sus instrumentos de cocina, sus alimentos y hasta su medio de locomoción para el que aún utilizaban el carro y el caballo.

Sus residuos urbanos no ofrecían problemas, pues al no ser sintéticos eran absorbidos por la naturaleza y tenemos pocos recuerdos de su basura o su contaminación.

Podemos decir que, en muchos sentidos, se sentían autosuficientes, porque, realmente, eran autosuficientes.

 

Todo eso ha cambiado de forma alarmantemente radical

Nos consideramos solidarios y buenos ciudadanos simplemente si vertimos nuestros residuos en el lugar adecuado.

Nosotros, los ciudadanos del año 2011, somos incapaces de producir casi ningún recurso de los que habitualmente utilizamos. No sabemos fabricar un televisor, ni siquiera uno de sus pequeños transistores o integrados. Somos incapaces de fabricar cosas metálicas pues desconocemos los procesos de fusión de los metales que se han usado desde la antigüedad. Incapaces de producir fertilizantes, labor para la cual hemos confiado en la industria. Tampoco conocemos ya las técnicas de obtención del hilo a partir del algodón y muchísimo menos la síntesis orgánica que nos permitiría producir nuestros propios utensilios modernos. Somos, así mismo, incapaces de producir residuos biodegradables que ya hacían nuestros abuelos y dejaremos un mal recuerdo a nuestra descendencia. Nos consideramos solidarios y buenos ciudadanos simplemente si vertimos nuestros residuos en el lugar adecuado, pero nos preocupa poco qué sucederá con ese residuo y la cantidad de este tipo de residuos que producimos.

La mayoría de productos no tendrían que producir más residuo que lo que son. Un simple huevo que podríamos transportar en un envase reutilizable puede llevar dos envoltorios sintéticos contaminantes y difíciles y costosos de reciclar y ello no nos indigna.

Toda esta dependencia en una época de prosperidad parece carecer de importancia pero, desde luego, esto no es así.

Esta situación se produce porque conocemos poco o nada del proceso de producción y nuestra ignorancia tecnológica terminará por pasarnos factura.

Lo verdaderamente curioso es que es posible vivir con una calidad de vida excelente sin necesidad de producir residuos perdurables o costosos de reciclar. Como seres vivos que somos, nuestro cuerpo no produce nada complicado para lo que la naturaleza no esté preparada. Si la naturaleza envasa sus alimentos con envoltorios reciclables, pensemos en los huevos, las frutas o la carne, ¿porqué interponer envases procedentes del petróleo, costosos e insostenibles?

 

Hemos renunciado a muchos placeres sublimes

El de hilar, el de tejer, el de criar animales, forjar nuestras herramientas o cultivar plantas. Hemos renunciado a enfrentarnos a la gestión de nuestros residuos y ello a muchos no nos hace felices. Pertenecemos a un planeta vivo con el que cada día hablamos menos. Es posible que si hablásemos con él descubriríamos que tiene mucho que decirnos, que nos ha echado de menos demasiado tiempo y que aunque no nos guste nos necesita.

Hagámosle una llamada, dejémosle el recado de que hemos vuelto; el hombre, esa criatura que han admirado el resto de sus seres vivos hermanos y que es esperado con anhelo, por esa su madre… la naturaleza.

Rafael Clari Casterá


 

                          
 .-000036                                                                                                                                  .-000021

                          
 .-000014                                                                                                                                  .-000079

 

 

Etiquetas de esta noticia

ArticulistasRafael Clari
Opinión
SeccionesAmigos de Larra

Comentarios de nuestros usuarios a esta noticia

Martínez - 25/08/2011
Estoy de acuerdo con el don Rafael. Hemos renunciado a muchos placeres, nos hemos acomodado. Hoy en día hay demasiadas comodidades. Antiguamente no había ni lavadoras, ni lavavajillas, ni microondas, ni aspiradoras ni máquinas de coser y las mujeres tenían que saber fregar, cocinar cada comida, coser, lavar la ropa, barrer y todo quedaba mucho mejor que ahora, más limpio y la comida más sabrosa. Hoy en día por culpa de estos aparatos hay pocas mujeres que sepan hacer las labores hogareñas. Sin duda hemos perdido calidad de vida.
Rafael - 25/08/2011
Capto el sarcasmo.
Desde luego, relegar a la mujer las tareas del hogar era es y será una bajeza, el género no puede ser jamás excusa ni pretexto para someter a alguien.
Dicho esto, me ratifico en lo dicho
Las máquinas nos hacen la vida más cómoda, es cierto. Nuestra calidad de vida ha aumentado en ese sentido y mucho. Pero podría ser mejor.
Si utilizásemos las Energías renovables que gratuitamente nos ofrece el planeta, tendríamos las mismas comodidades sin riesgos.Ej. La termosolar para calentar aguas y viviendas.
Los envases que la naturaleza nos ofrece en vez de introducir plásticos, los pañales para el bebé llevan una bolsa, hasta aquí bien y luego una sobre caja¿porqué?
¿Cuanta gente utiliza el sol para precalentar alimentos e incluso cocinarlos, cuando la tecnología actual lo permite?.
¿Cuanta utiliza envases biodegradables pensando en los vertederos? ¿o nos importa esto un caramillo?
¿Es progreso armar ruido con los motores a explosión de motos y coches con escape libre quemando rueda y a toda velocidad?
Tampoco resulta pesado manufacturar algunas de nuestras prendas de vestir, como hacer punto, relaja y sirve a mucha gente de terapia.
¿Qué tiene de malo la bicicleta como medio de transporte para distancias cortas?
¿Cuantos prefieren la secadora de ropa que es un monstruo del consumo frente al sol y el viento, nuestras fuentes amigas, que no nos pasan factura y no contaminan?
¿Es acaso mejor, comer el pienso que nos venden hecho y la comida basura, que tomar las riendas de nuestra alimentación?.

Me gusta cuidar de nuestras montañas, nuestro río y nuestro aire. Se que esto supone algún sacrificio en ocasiones, pero si todos pensásemos igual el Jucar lo agradecería. Las montañas reverdecerían y el aire estaría más limpio. Como ellos no pueden hablar, como las montañas no quieren retumbar queda solo el trino de las aves el murmullo de las aguas y la voz... de los humanos.
Papi - 25/08/2011
Los pañales para el bebé llevan una bolsa, hasta aquí bien y luego una sobre caja¿porqué?
Eso serán los de marca, como los huggies que cuestan 4 ó 5 veces mas, las marcas blancas no abusan tanto como las buenas cuando embalan los productos.
Suerte que tienes en poder comprar pañales de marca, es como los envases de algunas marcas de fiambre 50, 65 o 75 grs para 5 ó 6 lonchas mas finas que el papel, ¡si cuesta más el plástico que el fiambre!
Rosa - 25/08/2011
Con lo que me gusta el motor la fórmula uno y el progreso.
Señora Martínez, hoy somos más esclavos de la hipoteca y de las autoridades que nunca.
Hace unos años, muchos ciudadanos vivíamos como hortelanos y éramos felices.
Sabíamos criar y matar los animales y cultivar la huerta y no era taréa de las mujeres, los hombres trabajaban duro, más duro que nosotras, me atrevería a decir. Admiré mucho a mi esposo que trabajaba de sol a sol y se partía la espalda para que pudiésemos comer todos.
Y aunque la vida era más dura, todos nos ayudábamos en la matanza, en la siega.
Hoy, me avergüenza ver como a una familia se la deja en la calle con tantos y tantos pisos vacíos. ¿Es esto el progreso?.
Tanta máquina absurda ¿nos ha hecho más felices?.
Cuando las mujeres cantábamos juntas al lavar la ropa, reiamos juntas y cuando los hombres fabricaban con sus manos esos juguetes de madera para los niños ¿era eso peor? es mejor comprar plástico y más plástico a nuestros niños. Conservo aun mi primera muñeca de madera que me cortó mi padre. ¿cuantos niños de hoy las tienen? ¿Hemos mejorado de verdad?. El aire huele a humo y aceite quemado, la gente ya no bebe agua del río ni se bañan en el. Mi padre lo cruzaba a nado al volver del trabajo. Ahora eso ya no es un rio, es un vertedero y a nadie le importa.
Creo que este señor tiene parte de razón, no conozco bien las nuevas tecnologías, llego ya tarde, no se lo que me queda, pero si se una cosa. Nuestro mundo no es mejor para las personas, hemos perdido lo más importante.
Rafael - 25/08/2011
De marca jamás jamás de los jamases.
Utilizo hacendado, y pese a decir por activa y pasiva a los trabajadores de Mercadona, erre que erre en poner tres paquetes de plástico dentro de una puñetera caja de cartón que rompo y rdeposito para reciclar antes de llegar a mi domicilio.
El que paga una marca es el que me machaca con la publicidad y yo pago producto nunca publicidad. Es un principio que sigo aunque fuera el tío más rico del planeta.
Rafael - 25/08/2011
Querida Rosa, tu comentario me ha causado una honda impresión.
Saludos.
Martínez - 25/08/2011
No era mi intención ser sarcástico. A lo largo de la historia el hombre ha tenido un rol y la mujer otro y eso se ha perdido, como ya he dicho en mi anterior intervención.
Cabreada - 25/08/2011
Es lo que tiene vivir en una sociedad consumista. Si a una chica de unos 17 años le regalan un pañuelo bordado a mano y tejido como antiguamente, la chica pensará que te metas el pañuelo por el mismisimo....A la misma chica regalale un pase VIP de la discoteca de moda con varias consumiciones y noche de hotel incluída. ¿Verás el cambio?
¿De quien es la culpa? de uno mismo, pues hemos cambiado las prioridades en nuestra escala de valores, ahora nos preocupa más la peli de estreno del próximo viernes, que mirar al cielo y saber, solo observando, si mañana lloverá.
Mucho solidario y mucha solidaridad, pero nadie recoge en su casa a X y a Y pues van a embargarles el piso por no pagar la hipoteca. Mucho solidario y mucha solidaridad pero nadie mete a nadie en su casa a comer y a cenar. Mucho cinismo diría yo.
Las buenas costumbre se pierden, o queremos que se pierdan, pues es más cómodo comprar el queso ya hecho que comprar el cuajo para ponerte a hacer el queso.
antisistema - 25/08/2011
y la mania de llenar de comida los congeladores, que?
la comida despues de sacarla del congelador no sabe igual pero como las mujeres son asi, les da igual que se lo digas 1000 veces!
cuando una mujer no entra en razon no tiene solucion
baphomet - 26/08/2011
Martínez el facha: Eres tan ranci que l'autor pensava que anaves de caxondeo!!!! Igual que l'antisistema.... Cuando una mujer no quiere entrar en razón no tiene solución.... Vaja.... Has probat a fer-te tu el menjar Einstein?????? Menuda panda de masclistes..... i malparleu dels musulmans!!!!!! Si per vosaltres fora..... encara viuriem a l'edat mitjana!!! Ahí si que s'estalviava energia i es vivia de puta mare!!!!! Ah!! No!!! Que vosaltres sou dels que diuen que "Con Franco se vivia mejor y la mujer cocinaba y bordaba!!!! Segur que no heu entés res de res d'aquest artícle!!!! Hala Rafa que tens feina per a estona!!!!
Verbigratia - 26/08/2011
La reflexión de Rafael Clari es muy acertada, señala el camino, aunque las condiciones sociolaborales dificultan la práctica de lo que se expone en el artículo, no deja de ser interesante no perder el rumbo y el norte. Ahora los comentarios de Martínez y antisistema son para enmarcar en el museo, como explicación didáctica de la visión que de la mujer tenía el fascismo. Martínez ¿Por que no le sugieres a tu bienamada alcaldesa que friegue, barra, cosa, zurza, y haga las tareas hogareñas típicas? ¿Por que no le exiges a ella, en lugar de hablar de la mujer en abstracto, que se pliegue al rol clásico? ¡A ver si eres atrevido y verás donde te manda! La sociedad ha evolucionado, el patriarcado está en regresión, pero hay que seguir adelante y erradicar filosofías y conductas que rayan en lo absurdo.
Rafael Clari - 26/08/2011
Tienes toda la razón cabreada, te he de decir, que tras lo sucedido el 15M, si alguna vez tuve dudas se me disiparon, tenemos una juventud ejemplar, como ni se podía soñar.
Es cierto, el progreso lleva a la pérdida del norte. No se trata de renunciar, es símplemente preguntarnos si eso es sostenible.
Hace unos años, como comentaba Rosa, la gente acogía a familias en sus hogares. Esto se ha perdido. Algunos ven al vecino ser embargado y solo piensan en especular con su propiedad. Nos hemos deshumanizado.
Recordemos lo que decía Rosa, conservaba la muñeca de madera de sus juegos de infancia, hoy los nanos tienen cientos de juguetes a los que no hacen caso, pero ¿cuantos se los hemos hecho nosotros?. Mi hija disfruta más con las piedras del campo o con la arena de la playa que con las memeces que les compramos. ¿Que recordaran de nosotros cuando ya no estemos?
Lo que tu comentas, un regalo elaborado pensando en la persona amada, que haces con todo tu corazón y que contiene parte de tu personalidad, hoy no vale nada. Una entrada en la disco de moda es más valorada, y no tengo nada en contra de bailar y las discos, pero anhelo esa mano amiga que te ayuda a volver a casa, que te pregunta si estás bien y que te regala un brazo amigo o una sonrrisa. Las mejores historias no suceden en la disco donde apenas oyes al de al lado sino a la salida. Cuando cae el maquillaje y se abre el corazón y un@ demuestra de que pasta está hech@.
Bien por ti, el cambio es posible, y lo que es más, está en marcha.
Rafael Clari - 26/08/2011
Cielos Sr Martinez, lo que dice Ud es muy muy fuerte ¿no era pues sarcástico?. De lo poco que el progreso nos ha traído y que solo tiene efectos positivos es el acercamiento a la igualdad entre hombres y mujeres. Son nuestras madres, nuestras esposas,nuestras hermanas, nuestras hijas y aunque falta mucho para llegar a la igualdad real, el camino recorrido ha valido la pena.
No se las podrá resarcir de lo que el machismo ha hecho y sigue haciendo contra ellas, pero yo creo en la igualdad y me temo que la diferencia de género no puede ser argumento para encasillarlas en un rol.
Martínez - 26/08/2011
Verbigratia, creo que estás equivocado. Ha habido mujeres que han ocupado puestos importantes en la historia de la patria pero han sabido cual ha sido su rol, su lugar en la sociedad. Ahí tenemos los casos de doña Pilar Primo de Rivera o de doña Carmen Polo. La labor de la alcaldesa no tiene que ir reñida con lo que debe ser una mujer de su casa.
Rafael Clari - 26/08/2011
Antisistema. Yo guiso en mi casa. Comemos creo que bien, tenemos dos niños y mi mujer trabaja lo mismo que yo. Repartimos nuestras tareas y esta cruz que es la vida la llevamos entre los dos, pues para uno solo sería demasiado pesada. Si me hiciera alguien la comida, le daría las gracias y tendría mis alagos y mis respetos. ¿Porqué no te animas a guisar tu? es un trabajo que te permitirá valorar lo que han hecho por ti. Nos falta entrar en el trabajo de los demás para poder valorarlo. En caso contrario un día perderás a la persona que te guisa, querrás agradecerle todo lo que por ti ha hecho y será tarde, muy tarde, demasiado tarde para que te escuche.
Rafael Clari - 26/08/2011
baphomet, lamento los comentarios machistas. Como educador me planteo a veces en qué he fallado, en qué hemos fallado. Parte de la culpa es nuestra pero por desgracia no se exactamente dónde nos equivocamos. ¿Porqué cuesta tanto entender que somos iguales?. Es triste ver que toda la ciencia que enseñamos, toda la humanidad que intentamos transmitir en ocasiones no sirve de gran cosa. Es cierto lo que comenta, pensé que era un sarcasmo. Solo queda intentar predicar con el ejemplo nunca hay que dar a nadie por perdido.
Rafael Clari - 26/08/2011
Verbigratia, no creo que sea tan simple como la ideología política. La incomprensión de que somos iguales trasciende ideologías. Es ignorancia en estado puro. Es como si todo el proceso educativo hubiera sido contrario a sus intenciones. En vez de educar por la igualdad, hay quienes se educan en el desprecio por los débiles. Hacen culpables a los inmigrantes a las mujeres a los deficientes a cualquiera en situación vulnerable. Hay gente bien educada en todos los partidos y en todos los hogares. Pensemos en positivo, falta terminar el trabajo educador, pero son los menos y con el ejemplo y los años creo que lo podremos lograr. Ánimo.
antisistema - 26/08/2011
si ademas de congelar todo, le dices que las cucharas no se meten en el microondas y continua metiendolas hasta el dia que explote el microondas
ya me diras y asi una lista de cosas como no separar la basura ni los envases para acabar usando uno de los cubos de basura de guardarzapatos del hombre
se que todas no son asi pero a los que nos tocan las que son asi vamos apañados de ajo y agua
antisistema - 26/08/2011
Rafael no me animo por que me prohibe tocar su cocina en la casa ganada con mi sueldo de la que tiene llaves hasta en las habitaciones y no tengo copia ¿asi te animarias tu?
Verbigratia - 26/08/2011
Martínez con esos dos ejemplos te has lucido, la mujer de Franco y la hermana de José Antonio, especialmente esta última son el ejemplo de mujer subordinada por completo, son el modelo talibán afgano, en su versión mojigata carpetovetónica. Si piensas que ese modelo es el que hay que seguir, por favor vuelve a la edad media de la que nunca debiste salir, porque solo eres un provocador y un retrogrado.
Martínez - 26/08/2011
Verbigratia, yo a ti no te he insultado. Yo no me avergüenzo de las personalidades de la patria. Claro, que a lo mejor tú eres de aquellos que les gusta ver a la chicas de hoy en día hasta las 6 de la mañana en una discoteca (no diré lo que estoy pensando) que una mujer que sea una buena ama de casa; cosa que hoy no se aprende porque se han perdido los valores. Quizá tú prefieras y tengas como ejemplo de mujer a Belén Esteban, Rosa Benito y demás mujeres de esa especie que solamente saben que vociferar o a cualquier jovenzuela que aspira a pegar el braguetazo y cuenta sus intimidades en televisión que los grandes programas y consejos que daba doña Elena Francis.
Por eso me gusta el artículo, porque hace referencia a tradiciones y no a la inmoralidad que vivimos que algunos llaman "progreso".
baphomet - 26/08/2011
Doncs Belén Esteban és una gran personalitat.... jejejejej La princesa del pueblo!!!!! Mentre que la collares solament fou una cleptómana amb enxufe..... La dona del jefe!!! Això si que va ser un braguetaso i lo demés tonteries!!!!! Encara hi hà joiers de Madrid i Barcelona que recorden les visites de la mangante i com se li oblidava pagar les joies sempre!!! Així qulsevol llueix collars!!!!! Quant anunciaven la visita de la "pajara" teníen que baixar les persianes del negoci per a que no es parara a mirar collars!!!!! Quant a la Pilarica... de personalitat té la mateixa que un ficus que tinc al balcò!!!!! Menuts referents Martínez el fatxa!!!! I a això que vomites li anomenes valors????? Si són pitjor que les hipoteques basura!!! Que com a valors... també teníen lo seu!!!!
Antisistema... ara ja comprenc el per què de molts dels teus comentaris plens d'odi i resentiment..... jejejejejej Quasi estic per dir-te que tractaré de ser mes condescendient amb les teues brofegades de fatxa. Però mira..... per als rancis com Martínez i tu, el matrimoni és per a tota la vida... aixi que a quien Dios se la de, san Pedro se la bendiga!!!!!
Elucubrante - 27/08/2011
Me quito el sombrero. Llevo mucho tiempo reflexionando sobre este tema y llego a conclusiones muy similares, pero no consigo respuestas o soluciones. Me parece muy triste el razonamiento "¿por que preocuparme por algo que no puedo controlar o solucionar?" que esgrime mucha gente para obviar el problema, pero empiezo a dudar de que existan esas soluciones. ¿No será la condición humana el fondo del problema?
Verbigratia - 29/08/2011
¿Provocador y retrogrado son insultos? No, Martínez, no son insultos. De hecho en el segundo caso expresa el profundo deseo de quien querría volver a un pasado que el idealiza. Si defiendes lo que defiendes yo no entiendo que tenga connotaciones denigrantes, llamarte retrogrado, pero aún así no me duelen prendas de retirarlo, lo de provocador no majete, porque disfrutas provocando y lo sabes.

Añadir un comentario

Pregunta de verificación


¿Qué abunda en el desierto? Arena, agua, gas o árboles
 

Respuesta de verificación

 * Contesta aquí la respuesta a la pregunta arriba mencionada.

Autor

 * Es obligatorio cumplimentar esta casilla con un Nick o nombre real. No utilizar la palabra "Anónimo" o similares.

Email

 * La dirección no aparecerá públicamente pero debe ser válida. En caso contrario no se editará el comentario. Se comprobará la autenticidad del e-mail, aunque no se hará pública, siguiendo nuestra política de privacidad.

Comentario



Antes de enviar el comentario, el usuario reconoce haber leído nuestro aviso legal, observaciones y condiciones generales de uso de esta web.




*El comentario puede tardar en aparecer porque tiene que ser moderado por el administrador.

*Nos reservamos el derecho de no publicar o eliminar los comentarios que consideremos de mal gusto, ilícitos o contrarios a la buena fe; así como los que contengan contenidos de carácter racista, xenófobo, de apología al terrorismo o que atenten contra los derechos humanos.

*EL SEIS DOBLE no tiene por qué compartir la opinión del usuario.
El Seis Doble. Todos los derechos reservados. Aviso Legal
Página optimizada para navegadores Mozilla Firefox, Internet Explorer y una resolución mínima de pantalla 1024 x 768 px.