Clan de Fútbol

Martes, 16 de octubre de 2018 Edición diaria nº 4.211 Año: 12 Noticias: 31.825 Fotografías: 87.856 Comentarios de usuarios: 100.600
EL SEIS DOBLE
martes, 2 de enero de 2018
Clic en la foto para ampliar
Ver imágenes de esta noticia
1

 Annus mirabilis i horribilis
Artículo de opinión de Xavier Cantera

2017 ha revelado que hay instituciones del Estado que a nadie o a casi nadie del pueblo llano le merecen ya confianza

Comparte este contenido

 

Una opinión más

----------------------------------------------

Xavier Cantera

 

Solemos saludar al año nuevo y desearlo, con opciones ilusionantes, para  que resulte positivo a nuestras personas amigas y conocidas. Pero yo quería, en esta ocasión, que terminara cuanto antes el año viejo y despedirlo rápido para que nos quedara claro que no es el paso de las horas del reloj ni la caída de las hojas del calendario  las que condicionan nuestro devenir vital, personal y social, sino que somos nosotras, las personas, quienes hemos hecho que el año viejo haya sido  una gran  oportunidad (mirabilis)  o  una triste etapa (horrobilis) para olvidar. En el primero de los casos, el  2017  nos  ha demostrado que otra forma de gobernar es posible y que no se trataba solo de flor de un año, como lo podemos comprobar a nivel local y autonómico. Se ha consolidado el valor de la cultura, de las personas, del bien común, del ahorro  del dinero público bien gastado y de la honestidad en la gestión. El viejo año ha dejado en evidencia, además  del bien hacer del movimiento por la Sanidad Pública, los intereses poco confesables de la opción por la gestión privada de este servicio  y de todas las privatizaciones de lo público que se hacen para convertirlas  en negocios rentables a costa del dinero de todos.

2017 ha sido una triste etapa porque ha evidenciado que se puede elegir a un gobierno central para  administrar el Estado, sin mayoría, pero también puede pasar que más que administrar para bien de todos,  dedica sus esfuerzos a bloquear leyes, proyectos y financiaciones  como hacen Montoro y Rajoy. El viejo año, aún sin sentencias firmes, ha dejado, al abrirse las vistas orales, una extensa macha  pegajosa, marrón y mal oliente de corrupción en los viejos partidos, tras escuchar las cantatas de los testigos que quieren salvar sus posaderas y sus carteras. 2017 ha sido una mala experiencia porque ha revelado que, efectivamente, hay instituciones del Estado que a nadie o a casi nadie del pueblo llano le merecen ya confianza, y no solo porque se ha demostrado que no existe, de verdad, tal separación de poderes, sino también por la  falta de ejemplaridad ética de las personas que las representan, ya que  han actuado según el dicho popular de "ande yo caliente, ríase la gente".

Y para rematar el año, 2017 ha mostrado al público que más inútil no puede ser un gobierno central, ofuscado y de derechas, al querer resolver la complicada situación catalana, tanto por las formas usadas como por los medios utilizados y, no digamos nada, por las  justificaciones dadas. Es cierto, que el año viejo, con la fuerza de  los votos, ha exhibido con total claridad, que no hay tantos republicanos  como decían ni tantos anticapitalistas como se contaban, pero tampoco existían dirigentes  políticos competentes para  gestionar esta crisis catalana, haciendo  verdad aquello de "para este viaje no hacían falta tantas alforjas". Nunca había deseado que un año terminara rápido para poder pasar página y ver, si así, se animaba mi espíritu para recibir el año nuevo con optimismo y con las fuerzas suficientes para seguir en la  brecha, ya que no es  el tiempo quien cambia las cosas, sino que somos nosotros mismos. Venturoso y solidario 2018.

 

El Seis Doble no corrige los escritos que recibe. La reproducción de este texto es literal; fiel a las palabras, redacción, ortografía y sentido del autor/es.  

 



Etiquetas de esta noticia

ArticulistasXavier Cantera
Opinión

Comentarios de nuestros usuarios a esta noticia

JoanV - 02/01/2018
Año nuevo, sectarismo y sermón viejos.
remigio - 02/01/2018
Y no sólo instituciones del Estado, en sentido amplio, o ¿es que podemos fiarnos de periodistas sectarios y manipuladores, canales de televisión panfleteros, intelectuales parciales y pelotas, radios interesadas, deportistas sospechosos de poco deportivos, comida adulterada, aires contaminados, intereses vergonzantes de bancos, ongs, entidades de todo tipo, profesionales misteriosos y políticos de todas las ideologías para llorar?...e incluso de regímenes y sistemas políticos que no están ni implantados o ¿acaso la lunática república catalana no da náuseas y ni siquiera existe?... ni lo que vemos lo creemos salvo si nos interesa o nos conviene....resumiendo, entre el cielo y la tierra todo es mentira.

Añadir un comentario

Pregunta de verificación


¿Qué abunda en el desierto? Arena, agua, gas o árboles
 

Respuesta de verificación

 * Contesta aquí la respuesta a la pregunta arriba mencionada.

Autor

 * Es obligatorio cumplimentar esta casilla con un Nick o nombre real. No utilizar la palabra "Anónimo" o similares.

Email

 * La dirección no aparecerá públicamente pero debe ser válida. En caso contrario no se editará el comentario. Se comprobará la autenticidad del e-mail, aunque no se hará pública, siguiendo nuestra política de privacidad.

Comentario



Antes de enviar el comentario, el usuario reconoce haber leído nuestro aviso legal, observaciones y condiciones generales de uso de esta web.




*El comentario puede tardar en aparecer porque tiene que ser moderado por el administrador.

*Nos reservamos el derecho de no publicar o eliminar los comentarios que consideremos de mal gusto, ilícitos o contrarios a la buena fe; así como los que contengan contenidos de carácter racista, xenófobo, de apología al terrorismo o que atenten contra los derechos humanos.

*EL SEIS DOBLE no tiene por qué compartir la opinión del usuario.
El Seis Doble. Todos los derechos reservados. Aviso Legal
Página optimizada para navegadores Mozilla Firefox, Internet Explorer y una resolución mínima de pantalla 1024 x 768 px.