A nuestro lado >>> El joven de Carcaixent atropellado en Benifaió buscaba un móvil en el momento del accidente >>> Clic aquí   |   Refranyer i dites populars valencianes: De diners i de bondat, la meitat de la meitat.   |   Somos 16.563 en Twitter. ¿Vienes?   |   Visitas a nuestros diarios en enero: 1.131.557 - Media diaria: 36.502   |   En Facebook gustamos a más de 13.000 usuarios. ¿Conoces nuestra página?   |   Lo más comentado en los últimos 30 días   |   Farmacias de guardia en Alzira   |  
Martes, 20 de febrero de 2018 Edición diaria nº 3.973 Año: 11 Noticias: 29.964 Fotografías: 83.953 Comentarios de usuarios: 95.174
EL SEIS DOBLE
miércoles, 10 de agosto de 2016
Clic en la foto para ampliar

Foto: Stux (libre de derechos)
Ver imágenes de esta noticia
1

 Vídeos, audios y cositas para navegantes sin prisas
¿Qué es la normalidad?

"Con tal de ser moderadamente feliz..."

Comparte este contenido

 

 

¿Qué es la normalidad? ¿Acaso existe? ¿Quién o qué la determina? Hay tanta profundidad en estas preguntas como contestaciones que resuelvan las incógnitas.

He llegado a la conclusión de que la normalidad es subjetiva y mi modo de sentirla se basa en disfrutar esa cúmulo de pequeñas cosas que en lo cotidiano me generan armonía y bienestar. ¿Para qué ir más allá de la normalidad? Con tal de ser moderadamente feliz...

Ramón Alfil

De mi serie “Videos, audios y cositas para navegantes sin prisas” 

 
 Fragmentoe del capítulo VII de "La sombra del ciprés es alargada", de Miguel Delibes

El grito de Alfredo, interpolado de angustia, me estremeció. La perra se detuvo un instante y miró atrás. Todo lo demás aconteció en un segundo. La rueda del carro cargado aplastó una de sus pequeñas patas contra la calzada. Fany aulló de dolor y quedó tendida en la carretera, lamiéndose la pata lesionada mientras el carro se perdía en la obscuridad. Corrimos todos hacia el animal, que se estremecía en el suelo. Martina, Alfredo y yo llorábamos. Me conmovió aún más la aguda desesperación de la pequeña Martina. Yo abracé al animal izándole con cariño. Su pálida mirada agradecida renovó mis lágrimas que ya no me esforzaba en contener.

El trayecto hasta casa fue muy semejante a una procesión fúnebre. Yo en medio, con la perrita apretada contra mi pecho, rodeado de ojos empañados. Sólo don Mateo supo en esta ocasión imponerse a su tristeza; pero la expresión de su mirada de aquella tarde, cuando nos hablaba recostado en la cruz, había regresado a sus ojos. El timbre de sus palabras, empero, era absolutamente normal.

-Fany quedará coja.

Se marchitó la última esperanza. En un principio juzgué cruel al señor Lesmes, pero un instante después le perdoné, pensando que era aún más cruel alentarnos con una esperanza infundada.

Aquí tenéis la demostración de lo que antes os decía. (Aquilaté cuánto había cambiado el mundo en un minuto. Ahora Alfredo no me presionaba con el codo, ni sonreía escépticamente. Y, sin embargo, el motivo subsistía.) Si Fany hubiera nacido coja de dos patas hoy se sentiría feliz de poder disponer de tres. Pero Fany hace poco utilizaba sus cuatro patas...

Dejó la frase en el aire, pero todos, excepto Martina y seguramente la propia Fany, le comprendimos. Evidentemente había un riesgo en la abundancia e incluso en la misma normalidad.

 

Película "La sombra del ciprés es alargada"

 

 

 

 

 

Añadir un comentario

Pregunta de verificación


¿Qué abunda en el desierto? Arena, agua, gas o árboles
 

Respuesta de verificación

 * Contesta aquí la respuesta a la pregunta arriba mencionada.

Autor

 * Es obligatorio cumplimentar esta casilla con un Nick o nombre real. No utilizar la palabra "Anónimo" o similares.

Email

 * La dirección no aparecerá públicamente pero debe ser válida. En caso contrario no se editará el comentario. Se comprobará la autenticidad del e-mail, aunque no se hará pública, siguiendo nuestra política de privacidad.

Comentario



Antes de enviar el comentario, el usuario reconoce haber leído nuestro aviso legal, observaciones y condiciones generales de uso de esta web.




*El comentario puede tardar en aparecer porque tiene que ser moderado por el administrador.

*Nos reservamos el derecho de no publicar o eliminar los comentarios que consideremos de mal gusto, ilícitos o contrarios a la buena fe; así como los que contengan contenidos de carácter racista, xenófobo, de apología al terrorismo o que atenten contra los derechos humanos.

*EL SEIS DOBLE no tiene por qué compartir la opinión del usuario.
El Seis Doble. Todos los derechos reservados. Aviso Legal
Página optimizada para navegadores Mozilla Firefox, Internet Explorer y una resolución mínima de pantalla 1024 x 768 px.