Miércoles, 17 de julio de 2019 Edición diaria nº 4.485 Año: 13 Noticias: 34.030 Fotografías: 92.363 Comentarios de usuarios: 107.192
EL SEIS DOBLE
domingo, 21 de julio de 2013
Clic en la foto para ampliar
Ver imágenes de esta noticia
1

 El ciclo de la violencia de género

La cifra de muertes desde el año 2003 asciende a 670 mujeres

 

http://www.elseisdoble.com/uploads/image/FOTOS%20ENTRE%20TEXTOS%20NOTICIAS%202010/20101006%20-%2004%20%281279%29%20-%20La%20fiabilidad%20de%20un%20testigo%20Carlos%20Ram%C3%ADrez%20%20%20FT.jpgBajo sospecha

-------------------------------------

Carlos Ramírez

 

Desde el año 2003 hasta la actualidad, la cifra estadística de mujeres asesinadas a manos de su pareja asciende a 670 (Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad); un número de víctimas escalofriante y que suscita una reflexión y, por consiguiente, intentar prevenir este tipo de sucesos. 

La violencia de género, a pesar de lo difícil que puede parecer su erradicación, se podría paliar o disminuir el número de casos y evitar con ello la cantidad excesiva de muertes al año por este tipo de actos.

La violencia familiar se ha convertido actualmente en un problema social debido a la gran incidencia y gravedad de las secuelas físicas y morales producidas en la víctima. La familia es el foco de violencia más destacado en nuestra sociedad.

 

¿Cómo podemos prevenir la violencia de género?

En primer lugar, debemos partir de que se trata de una violencia ejercida en el núcleo más íntimo y privado de una persona, ya que los episodios de violencia y conflicto suele emerger dentro del propio domicilio. Por tanto, la prevención a este tipo de situaciones, generalmente, sólo puede ser llevada a cabo por la víctima, en este caso, la mujer. Para ello se tiene que dar cuenta del problema y, desde el primer síntoma detectable de posible violencia –que más adelante detallaremos- debe ser capaz de frenar la situación y de que ésta no siga hacia delante.

En la mayoría de los casos, las víctimas suelen sentirse incapaces de escapar del control y abuso de sus agresores, entre otros aspectos, por estar sujetas a ellos por la fuerza física, por miedo al aislamiento social, por los vínculos económicos, etc. No obstante, hay que sentirse fuerte y no dejarse llevar por este tipo de vinculaciones, sino saber decir “basta” y erradicar el problema. Pero, ¿cómo nos podemos dar cuenta de que una mujer está inmersa en un conflicto de tal envergadura? En los casos de violencia de género hay siempre una característica común: el mantenimiento y cronicidad de los episodios violentos; es lo que se conoce como el ciclo de la violencia.

 

“Teoría circular de la violencia”

La violencia está compuesta por tres fases fundamentales y que, habitualmente, coinciden en todas las situaciones de violencia familiar. Es importante no dejar que este ciclo avance o se repita. Es la propia mujer víctima quien tiene que darse cuenta de que se encuentra dentro del círculo de la violencia y salir de él en la mayor brevedad posible.

 

Primera fase: Es el periodo donde empieza a emerger la tensión en la pareja, es esa tensión que surge de los conflictos cotidianos. Si la víctima acepta las exigencias de su agresor se puede evitar o retrasar el maltrato; en cambio, si rechaza sus demandas o se enfrenta a ellas el maltrato se acelera.

 

Segunda fase: Se inicia cuando aparece la violencia física. En este caso, los agresores actúan como castigo ante la conducta de la mujer y le hacen ver que quien tiene el poder es el hombre y, en caso de no acatar sus exigencias o demandas, la violencia es la consecuencia del incumplimiento. En esta fase se produce la pérdida de control de la situación.

 

Tercera fase: Es la conocida como fase de arrepentimiento. El agresor se muestra arrepentido, se disculpa y se compromete a que no volverá a suceder. Promete tomar medidas para resolver la situación.

 

En esta última fase halla uno de los mayores problemas de la violencia de género. La mujer tiende a aceptar las disculpas y a creer en el arrepentimiento de su maltratador. De hecho, muchas veces lo perdona por miedo a no perder todas esas vinculaciones a las que hemos hecho mención con anterioridad.

Es entonces cuando se produce la llamada “Luna de miel”, consistente en volver a la primera fase; donde más pronto o más tarde volverá a desencadenarse un conflicto, que a su vez llevará a la segunda fase donde se producirá la violencia física y, finalmente, de nuevo la fase de arrepentimiento.

 

La mujer víctima de violencia de género se ve involucrada en este ciclo de violencia y es incapaz de darse cuenta de ello. Por tanto, la única manera de prevenir la violencia de género, principalmente, es frenar la situación desde el principio, sin que llegue a producirse la segunda fase. En el caso de que aparezca la violencia, hay que luchar para no dar lugar a la tercera fase, es decir, el arrepentimiento y las disculpas. Es aconsejable acudir a profesionales que ayudarán a darse cuenta de las circunstancias en las que la víctima está viviendo para poder solucionar y atajar la situación.

 

Cuando uno está dentro de este círculo es complicado salir y, sobre todo, cuando acaba la tercera fase (arrepentimiento) y volvemos a empezar con la primera (conflicto) el tiempo de aparición de una fase a otra tarda menos en producirse y se aumenta en mayor medida la fase segunda, es decir, la violencia. Por tanto, no esperes más, denuncia la situación.

Carlos Ramírez

Estudiante de Criminología

 

Teléfono de atención a la mujer maltratada: 016

 

 


 

                            
                      .-000180                                                                                                         .-000012
                            
  .-000162                                                . -000181
                            

.-000006                                                         .-000217 


 

 

Etiquetas de esta noticia

ArticulistasCarlos Ramírez
SocialGeneral

Comentarios de nuestros usuarios a esta noticia

MF - 21/07/2013
Sí, parece estar de moda la parte más animal de ese innoble compañero llamado sentimental.
¿Qué clase de compañero -si así se puede llamar-, es ese que os maltrata y hasta os puede matar?
No le llaméis compañero, y menos, sentimental. No os engañéis; si acaso, compañero sememtal.
El amor no es sólo sexo. 'Hacer el amor' ¿qué es eso? Eso de hacer el amor,
no cabe como concepto en castellana dicción, pues se puede dar el sexo allí donde no hay amor.
El amor es generoso, el amor es altruísmo, es obsequiar al amado con lo mejor de uno mismo...
Si veis que sus sentimientos estan lejos de ser tales ¿qué es eso de compañeros llamados sentimentales?
¿Por qué buscar cañas podres que os sirvan de puntales y que son precisamente origen de vuestros males?
Reconocedlo, mujeres, que es grande vuestra valía; ¿para qué necesitais semejante compañía?
abrid de una vez los ojos... y que el cielo os bendiga.

Añadir un comentario

Pregunta de verificación


¿Qué abunda en el desierto? Arena, agua, gas o árboles
 

Respuesta de verificación

 * Contesta aquí la respuesta a la pregunta arriba mencionada.

Autor

 * Es obligatorio cumplimentar esta casilla con un Nick o nombre real. No utilizar la palabra "Anónimo" o similares.

Email

 * La dirección no aparecerá públicamente pero debe ser válida. En caso contrario no se editará el comentario. Se comprobará la autenticidad del e-mail, aunque no se hará pública, siguiendo nuestra política de privacidad.

Comentario



Antes de enviar el comentario, el usuario reconoce haber leído nuestro aviso legal, observaciones y condiciones generales de uso de esta web.




*El comentario puede tardar en aparecer porque tiene que ser moderado por el administrador.

*Nos reservamos el derecho de no publicar o eliminar los comentarios que consideremos de mal gusto, ilícitos o contrarios a la buena fe; así como los que contengan contenidos de carácter racista, xenófobo, de apología al terrorismo o que atenten contra los derechos humanos.

*EL SEIS DOBLE no tiene por qué compartir la opinión del usuario.
El Seis Doble. Todos los derechos reservados. Aviso Legal
Página optimizada para navegadores Mozilla Firefox, Internet Explorer y una resolución mínima de pantalla 1024 x 768 px.